Arcadi España: “Con lo aportado, no hay prórroga posible para el Valencia”

1139

El conseller de Política Territorial pasó por el CVED Esports de Levante TV con Juanma Romero para hablar sobre la ATE, el Nou Mestalla y Peter Lim.

¿ Cómo explicaría la situación en la que en este momento se encuentra la ATE?

La ATE es un acuerdo entre un club de fútbol, en este caso la propiedad del Valencia, y las administraciones públicas. Tiene varias fases. La primera es la de la construcción del hotel al lado del actual Camp de Mestalla. Ahí no se han cumplido los plazos como han manifestado los técnicos de la Generalitat y es responsabilidad de la propiedad del club. Ahí ya se ponen en marcha el procedimiento sancionador por incumplimiento de esta parte del contrato. La Fase 2 engloba la finalización del Nou Mestalla. A partir del 20 agosto, que es cuando acaba el plazo, la Administración tendrá que actuar para decir qué pasa.

¿ Cuáles son los plazos para los siguientes informes que deben realizar?

En las próximas semanas emitiremos un informe para contestar al escrito que realizó el Valencia al Ayuntamiento y Generalitat. El tercer informe será en agosto cuando venza el plazo de la Fase 2.

La realidad es que el Valencia no ha cumplido ningún plazo ¿no?

Hay una falta de confianza muy grande por parte de las Administraciones de la propiedad del Valencia, así como de los miles de aficionados del club que quieren que se equipo funcione a nivel deportivo y financiero.

¿ Qué le pareció el último encuentro entre Ximo Puig y Anil Murthy?

La Generalitat y el President Puig siempre han estado al lado para ayudarlos. Cuando el Valencia tuvo el problema con la Unión Europea, estuvimos para ayudarlos, la voluntad para todo esto es incuestionable. Por eso es más incomprensible la actitud que tuvieron en la reunión con el President de la Generalitat, sea quien sea, porque es la institución de todos los valencianos, y hay que tenerle un respeto.

¿ Existe un trabajo conjunto entre el Ayuntamiento y la Generalitat?

La respuesta ha de ser conjunta entre todas las Administaciones y dentro de la Generalitat entre los departamentos de Economía y Política Territorial. El informe del Ayuntamiento es muy contundente, sobre todo en la Fase 2. La pelota está en el tejado de la Generalitat a medida que pasen los plazos.

¿ Qué le parece que pese a todos estos incumplimientos, Meriton siga insistiendo en pedir una prórroga?

En el propio escrito del Valencia, la parte de que da credibilidad a la hora de poder acabar el estadio son dos o tres párrafos, sin ningún aval financiero, sin ninguna garantía más allá de una declaración en un papel. No es suficiente. Con lo que hay ahora expuesto no hay confianza, garantías, documentación aportada para recuperar la credibilidad perdida ante las administraciones y todos los valencianos y valencianas.

Al tratarse de un club de fútbol, con todo lo que ello comporta, ¿son más difíciles de tomar decisiones drásticas?

Hay que distinguir cuál es el rol de la política y el fútbol. Las mezclas que hubieron en el pasado no fueron buenas y no han venido bien a ninguna de las dos partes. El fútbol debería centrarse en la parcela deportiva y la política, en velar por los intereses generales, actuar con sangre fría y con la ley en la mano.

Bajo el prisma actual, ¿fue excesivamente beneficiosa para el Valencia la concesión de la ATE?

La ATE se hizo en un momento en el que se quería impulsar el nuevo estadio y otros aspectos y la realidad es que no se ha cumplido nada de eso. El Valencia tenía que cumplir ciertos deberes para poder tener a su vez ciertas ventajas urbanísticas respecto al viejo Mestalla. Se buscaba una contraprestación buena para el club y la sociedad valenciana.

¿Podría llegarse al punto de que Peter Lim dejara de ser el promotor?

Todas las opciones están encima de la mesa. Ahora mismo sabemos que la propiedad del Valencia no está cumpliendo ni la Fase 1, ni la documentación para solicitar prórroga, así como el desarrollo de la Fase 2.

¿No se ha tardado demasiado en hacer cumplir las obligaciones?

Había un tiempo de confianza legítimo. El promotor debía avanzar sabiendo que era un contexto difícil pero ahora vemos una falta total de interés. Las declaraciones que se oyen no son nada tranquilizadoras. Al contrario, tanto para la Administración como para los aficionados.

¿Cómo valora su encuentro con la plataforma `De Torino a Mestalla´?

Siempre tenemos la puerta abierta para conversar con aquellos colectivos que quieran reforzar al Valencia, que una entidad sea lo que tenga que ser. Las reuniones fueron positivas. Nos transmitieron que la única visión es una resolución. Hasta que no se den los plazos, como Adiministración no podemos pronunciarnos firmemente. Con lo que hay encima de la mesa ahora mismo no se dan las condiciones.

¿Teme que el Valencia pueda llegar a judicializar toda esta situación con el coste que puede suponer?

Debemos hacer cumplir la ley y salvaguardar el interés general. Si la propiedad y sus abogados estiman que no ha cumplido la ley bien podrán hacerlo como cualquier persona. Nosotros tenemos que actuar con todas las garantías y todos los informes para acompañar esas decisiones.

En el valencianismo existe una gran preocupación y es saber si finalmente el estadio se acabará o no. Con todo esto, ¿hay riesgo de que al final ni el club ni las Administraciones hagan frente a la culminación de las obras?

El proceso está en marcha y hay incertidumbre. Velaremos por el cumplimiento del interés general. No podemos dejar un estadio a medio hacer. Hay que actuar en función de lo que tenemos ahora y ahora es comprobar el cumplimiento de los plazas y a partir de ahí tomar decisiones para velar por el interés general que es para lo que nos pagan a los políticos.

¿Cuál es su sensación personal sobre la figura de Peter Lim?

No aprecio un proyecto de futuro para un club como el Valencia. Aprecio movimientos tácticos para mantener el status quo del club. Cualquier club de fútbol ha de tener un liderazgo, un proyecto, qué es lo que quiere hacer en el club los próximos años, y más que nada parece que van salvando los obstáculos del día a día sin una estrategia global. Creo que deben hacer un esfuerzo y sobre todo en las declaraciones. Las que leí a un medio inglés fueron desconcertantes tanto para el Valencia como para cualquier empresa que pudiera tener esta persona. Creo que tienen que hacer una reflexión de cuál es el proyecto y si es que tienen algún proyecto para el Valencia.